FANDOM


Bookmark-nobg Este es un artículo destacado de Metroidover Bookmark-nobg
SR388 MSR
SR388
Información general
JuegosMetroid II: Return of Samus
Metroid Fusion
Metroid: Samus Returns
SistemaSistema Solar de SR388.
ClaseClase XVI.
Información de hábitat
EntornoCavernoso, volcánico.
Especie dominanteChozo
Metroid
Parásito X
EstadoDestruido (después de Fusion).
[Plantilla]   [Discusión]


SR388, también conocido como SR-388, es un planeta ubicado en el Sistema Solar de SR388, en una región fuera de la gran mayoría de mapas galácticos, pero cercano al Sistema FS-176. Es uno de los planetas más relevantes de la saga Metroid, junto con Zebes. En este planeta toman lugar los eventos de Metroid II: Return of Samus y Metroid: Samus Returns. Aparece también en Metroid Fusion y en recuerdos en Metroid: Other M.

Historia

Prehistoria

SR388-1

SR388 y su cinturón de asteroides.

Poco se sabe acerca de SR388 en momentos previos a la colonización Chozo. Lo más probable es que SR388 se formase junto con otros planetas de su sistema. El planeta se encuentra en la región habitable de su sistema solar, con aparente presencia de oxígeno y fuentes de agua líquida que permiten que la flora y fauna existan en abundancia. Es posible que las áreas exteriores del planeta dispongan de algún elemento poco apto para la vida, puesto que disponen menor biodiversidad que regiones más profundas.

La configuración interna del planeta puede que refleje la composición del planeta en sus primeros momentos. Al igual que otros planetas de características similares (como Zebes), SR388 dispone de vastas reservas de agua subterránea, así como zonas volcánicas, aunque éstas son de menor tamaño que las vistas en otros planetas.

Una gran variedad de criaturas terrestres, aéreas y acuáticas, tanto animales como vegetales y fúngicas, empezaron a habitar el planeta. Es desconocido si alguna civilización inteligente se asentó en el planeta anteriormente a la colonización Chozo.

Se sabe que entre todas las especies que surgieron en el planeta, la más peligrosa y posiblemente inteligente fue la denominada Parásito X, una especie mutágena parasitaria capaz de absorber el ADN de sus víctimas y replicarlas, adoptando sus cuerpos e incluso su conocimiento. Es posible que el Parásito X estuviese en la cúspide predatoria del planeta.

Era Chozo

Véase también: Recuerdos Chozo.
Recuerdos Chozo 1 msr

Los Chozo llegando a SR388.

En algún momento indeterminado la civilización Chozo llegó al planeta proveniente de alguna otra de sus colonias. La llegada de los Chozo fue masiva; éstos se trasladaron en enormes naves y estaciones espaciales. Los Chozo son conocidos por ser colonizadores espaciales, por lo que es posible que se desplacen en grandes comunidades para asentarse en nuevos planetas.

Los Chozo prosperaron en el planeta, y se puede asumir que fueron ellos quienes construyeron las enormes estructuras subterráneas que existen en el planeta, utilizando enorme maquinaria excavaron túneles y construyeron templos y ciudades subterráneas. Se sabe que los Chozo de SR388 se dedicaron a la minería, puesto que existen importantes yacimientos de diamantes y otros metales en el planeta. Los Chozo construyeron estaciones mineras y entidades robóticas que se encargaron de la perforación y extracción de material.

Los Chozo colonizaron gran parte de los ecosistemas subterráneos presentes en el planeta, construyendo grandes ciudades, así como templos y todo tipo de instalaciones subterráneas a lo largo de SR388. Sus conocimientos en ingeniería y tecnología fueron aplicados para construir importantes obras hídricas para canalizar los recursos del planeta en su favor. Se sabe además que utilizaron los recursos volcánicos del planeta para obtener energía. Los Chozo descubrieron también una fuente de energía nativa del planeta, conocida como Aeion, y empezaron a recolectarla.

Recuerdos Chozo 4 msr

Los Chozo combatiendo el Parásito X.

En algún momento, los Chozo descubrieron al Parásito X, un ser parasitario altamente inteligente capaz de infectar a sus víctimas y causarles la muerte, así como replicar e incluso alterar su ADN para luego tomar su forma física. El Parásito X probablemente habría infectado a cientos de especies nativas del planeta, aumento su agresividad y fuerza. Es posible, aunque se desconoce si fue así, que algunos Chozo también cayeran víctimas de su peligrosidad.

Tras ser conscientes del problema, los Chozo empezaron a recolectar muestras del parásito y comenzaron a estudiarlo en los enormes laboratorios subterráneos que habían construido. Fue entonces cuando se dieron cuenta de su enorme peligrosidad, y que aunque disponían de las armas necesarias para mantenerlos temporalmente a raya (se sabe que utilizaron algún tipo de armamento energético para generar escudos y otras formas de protección, posiblemente Aeion), no podrían detenerlos por mucho tiempo.

Recuerdos Chozo 5 msr

Chozo diseñando al organismo Metroid.

Fue entonces cuando científicos Chozo decidieron diseñar una criatura que fuese no sólo invulnerable a los efectos del X, sino que también fuese capaz de destruirlos. Su investigación los llevó a diseñar un ser capaz de absorber la energía vital de los X, acabando con ellos inmediatamente. Estos seres se llamaron "Metroid" (o "Metroide"), lo cual significa "guerrero definitivo" en el idioma Chozo.

Recuerdos Chozo 6 msr

Metroides exterminando a los X.

Los metroides fueron entonces liberados en el planeta y demostraron ser un éxito; se convirtieron en cazadores y atacaban sin piedad al Parásito X, que se había convertido en su principal fuente de sustento. Los metroides se alimentan de energía vital que absorben utilizando sus poderosas mandíbulas, y eran capaces no sólo de absorber los X flotantes sino también de eliminar la infección X en otros organismos.

Caída de la civilización

Gracias a los metroides, el Parásito X fue virtualmente eliminado del planeta y los ecosistemas volvieron a una situación normal, aunque dados los hechos posteriores es posible que un relicto del parásito quedara oculto o durmiente en algún lugar del planeta. Sin embargo, y por causas que los Chozo no pudieron predecir, los Metroides empezaron a actuar erráticamente una vez que su principal fuente de alimento se hubiese agotado.

Recuerdos Chozo 8 msr

Versiones evolucionadas metroides atacando a los Chozo.

Los metroides comenzaron a atacar a otros seres vivientes, incluyendo los mismos Chozo, y a absorber sus fuentes vitales. Es posible que debido a la absorción de nuevas fuentes de alimento, los metroides empezasen a evolucionar a formas más grandes, poderosas y agresivas, algo que los Chozo no habían previsto. Los metroides cayeron en descontrol y los Chozo no pudieron detenerlos.

Fue entonces cuando vino el derrumbe de la civilización Chozo en SR388. Al no poder controlar ni detener a los metroides, especialmente a las versiones más grandes y evolucionadas, como los Metroid Omega y la misma Reina Metroid, los Chozo se vieron obligados a inundar grandes porciones de sus cavernas con sustancias tóxicas controladas por mecanismos de sellado. Los sellos mantuvieron a los metroides más peligrosos recluidos en lo profundo del planeta.

Recuerdos Chozo 9 msr

Los Chozo sellando áreas del planeta.

Los Chozo decidieron entonces abandonar el planeta, y algunos grupos huyeron en naves espaciales hacia el planeta Zebes.[1] Entre los Chozo que quedaron en el planeta, hubo algún tipo de incidente bélico que concluyó con la muerte de una facción a manos de la otra.[2] Se desconocen las causas, pero puede que se debiese al incidente con los metroides.

Primer encuentro

Tras el fin de la civilización Chozo, el planeta pasó desapercibido por otras grandes civilizaciones y organizaciones por un tiempo indeterminado. El planeta se encontraba fuera de muchos mapas galácticos.[3] Eventualmente fue detectado por la Federación Galáctica, quien ordenó la exploración del planeta. Fue entonces cuando la Federación descubrió la presencia de unos extraños organismos viviendo en el planeta: los metroides.

Nave de Investigación Espacial Marina bajo ataque msr

Nave de Investigación bajo ataque.

En el Año 20X5, la División de Reclamo Planetario de la Federación ordenó la extracción de espécimenes de estas criaturas para su estudio, pero la Nave de Investigación Espacial Marina encargada de trasladar a dichos seres fue atacada por un convoy de Piratas Especiales Zebesianos, quienes robaron los organismos metroides y los llevaron al planeta Zebes. Ocurren entonces los eventos de Metroid/Metroid: Zero Mission en dicho planeta.

Tras las misiones de Samus Aran en Zebes y Tallon IV, la Federación Galáctica comprendió el peligro de la especie metroide, y su potencial como armas biológicas en manos de los Piratas Espaciales. Tras concluir que los metroides eran muy peligrosos para existir, el Consejo Supremo de la Federación ordena su exterminio total.

Un equipo de élite de la Federación Galáctica es enviado a exterminar a los metroides del planeta, pero son sobrepasados por su poder y se pierde el contacto con ellos. En consecuencia, la Federación contrata a Samus Aran para realizar la misión.

Exterminio metroide

Artículo principal: Metroid: Samus Returns
SR388 MSM

Samus dirigiéndose al planeta.

Samus Aran llega al planeta por primera vez con el objetivo de realizar la misión encargada por la Federación. Dentro de las cavernas de SR388, se encuentra con los Sellos Chozo, los cuales bloquean las áreas más profundas del planeta y sólo pueden abrirse proporcionando el ADN Metroid de todos los metroides que habitan cada área.

Samus extermina a versiones cada vez más evolucionadas de los metroides, incluyendo Alfa, Gamma, Zeta e incluso Omega, según va abriendo los sellos Chozo e internándose más y más en lo profundo del planeta. Samus encuentra y explora las ruinas de la antigua civilización Chozo que allí habitaba.

Finalmente y tras exterminar a todos los organismos metroides, Samus llega a lo más profundo de los laboratorios Chozo y se encuentra con la Reina Metroid, a la cual destruye en una furiosa batalla. El último metroide, una Larva Metroid, nace de un huevo delante de ella y le sigue como una cría confundida. Samus decide no exterminarla y llevarla consigo para ser estudiada por la Federación Galáctica.

Samus enfrentando a un Metroid Zeta msr

Samus combatiendo contra un Metroid Zeta en SR388.

Sin embargo, antes de abordar su nave, son atacadas por Ridley, uno de los líderes de los Piratas Espaciales y uno de los responsables del episodio metroide en Zebes. El objetivo de Ridley es secuestrar a la cría metroide, pero Samus Aran logra derrotarlo y dejarlo abandonado por muerto en la superficie del planeta.

En algún momento indeterminado, pero sin duda poco después, Ridley logra despertar y sigue a Samus hacia la Colonia Espacial Ceres, donde ésta había dejado a la cría metroide para ser estudiada.

Tras el exterminio de los metroides, la Federación Galáctica asignó a un Gobernador de la Federación para encargarse del cuadrante galáctico de SR388[4], así como estudiar la flora y fauna nativas de ese planeta. Para ello se utilizaron los enormes Laboratorios Espaciales Biometrox, los cuales fueron puestos en órbita alrededor del planeta. La Federación empezó a recolectar especies nativas de SR388 y trasladarlas hacia la estación para ser estudiadas.

Parásito X

Artículo principal: Metroid Fusion

El exterminio de la especie metroide en SR388 tuvo unas consecuencias que ni Samus Aran ni la Federación Galáctica pudieron prever; la reaparición del Parásito X, la causa real por la que los metroides habían sido creados en primer lugar. El X había estado escondido o dormido durante la existencia de los metroides, y con la ausencia de éstos volvió a aparecer y a infectar a la flora y fauna del planeta.

Samus y un Hornoad X

Samus con el equipo de reconocimiento en SR388.

La Federación continuaba con sus tareas de estudio y recolección de especies de SR388, llevándolas a los Laboratorios Espaciales Biometrox. Samus Aran fue contratada para inspeccionar y ayudar en dichas tareas de reconocimiento, dados sus conocimientos y experiencia en el planeta. Durante una de estas misiones, el equipo de la Federación y ella entraron en contacto por primera vez con el Parásito X, que infectó a Samus.

Poco después se descubrió que las especies recolectadas en el planeta durante las últimas misiones estaban infectadas con el parásito, lo que inició una serie de eventos que conllevó a la total ruina y la muerte de toda la tripulación de los laboratorios Biometrox. Samus Aran fue enviada a Biometrox a intentar resolver la situación, pero el parásito X se había hecho demasiado poderoso, teniendo incluso una versión mimetizada de la propia Samus.

Samus y su OJ computerizado llegaron a la conclusión de que el parásito X debía ser destruido, a pesar del reciente interés que la Federación Galáctica había desarrollado en ellos. Sin embargo, destruir el X en los laboratorios no sería suficiente, por lo que Samus alteró el curso de los laboratorios, desobedeciendo las órdenes de la Federación, para que impactara en el planeta SR388, destruyendo ambos.

El planeta quedó completamente destruido tras al impacto.

Características

Superficie de SR388 arte oficial msr

Superficie del planeta.

El planeta SR388 tiene unas características físicas y geográficas similares a las de otros planetas habitados por los Chozo, particularmente parecido a Zebes. La superficie parece estar compuesta por grandes estructuras rocosas y montañosas y parece haber oxígeno en la atmósfera, así como agua en estado gasesoso. Las tormentas eléctricas son así mismo frecuentes.

Las regiones subterráneas de SR388 muestran los restos de la civilización Chozo, con una gran multitud de templos y estructuras de diverso tipo. Todas las áreas muestran distintos niveles de artificialización, en la mayoría de los casos más que en otros planetas similares.

La superficie del planeta es notable por ser rocosa y seca. SR388 está formado también por cavernas y túneles subterráneos, de forma laberíntica y con ríos de lava y un líquido tóxico, en donde habitan las formas de vida nativas. Debido a que el planeta alguna vez fue habitado por los Chozo, se puede decir que los laberintos fueron construídos por ellos. Además, un cinturón de asteroides orbita de una forma cercana al planeta.

Las antiguas colonias Chozo llenan porciones del interior del planeta, y muchas de ellas han terminado en ruinas. Además, muchas entidades robóticas automáticas que dejó la antigua civilización se han mantenido en funcionamiento y siguen activos, aunque no se sabe cuáles eran sus propósitos originales.

Regiones

Superficie de SR388 MF

Superficie de SR388 vista en la introducción de Metroid Fusion.

El planeta SR388 está compuesto por varias zonas con características bien diferenciadas, la mayor parte de ellas de naturaleza subterránea. A diferencia de otros planetas, las regiones de SR388 no llevan nombres propios. Aunque lo más probable es que los Chozo nombraran a estas regiones como lo hicieron en otros planetas, este conocimiento se perdió, por lo que las áreas llevan simplemente ennumeraciones.

Las diversas regiones están habitadas por un diverso número de metroides en diversas étapas evolutivas. Cada zona está separada una de la otra por Líquido Peligroso, cuyo nivel y sistemas de drenaje están controlados por sellos Chozo.

  • Superficie (o Fase 1) es la zona más superficial del planeta. Esta zona incluye las construcciones Chozo más externas y en general un paisaje rocoso y desolado.
  • Área 1 (o Fase 2) es la primera zona subterránea, y mantiene la mayoría de las características de la superficie, aunque cuenta con una mayor cantidad de vegetación. Es hogar de unas Ruinas Chozo de gran tamaño.
  • Área 2 (o Fase 3) es una zona compuesta por grandes ríos y lagos subterráneos. Los Chozo construyeron aquí una cantidad importantes de construcciones hídricas como grandes represas. Los Chozo probablemente utilizaban los recursos hídricos de esta zona para abastecimiento y energía. Es el hogar de Arachnus.
  • Área 3 (o Fase 4) es una zona industrial, caracterizado por contener una serie de entidades robóticas dedicadas a la perforación de roca.
  • Área 4 (o Fase 5) es un enorme complejo minero, con importantes fuentes de diamantes y otras piedras preciosas de diversos tipos. Seguramente los Chozo extraían diamantes y otros metales de esta región.
  • Área 5 (o Fase 6) es una zona de abundante vegetación y características tropicales.
  • Área 6 (o Fase 7) es la región más profunda del planeta. Es una zona de estrechos y largos precipicios y estructuras de roca de gran tamaño. Tiene un clima árido y está habitado por criaturas de enorme tamaño.
  • Área 7 (o Fase 8) es un enorme laboratorio de origen Chozo. Lo más probable es que fuese aquí donde se diseñaron y crearon los metroides.
  • Área 8 (o Fase 9) es el nido metroide. Es en esta zona donde habita la Reina Metroid y las larvas.

Galería

Curiosidades

  • SR388 es el último de los cuatro planetas que fueron destruidos por Samus Aran, aunque no fuera su intención, siendo los otros Éter Oscuro, Phaaze y Zebes.
  • Como se ha mencionado antes, los seres artificiales aparentemente creados por los Chozo pueden encontrarse entre las ruinas de estos últimos en SR388, muchos de los cuales tienen armas instaladas en ellos y que, además, atacan a la vista. Es posible que los Chozo los hayan creado para mantener la vida silvestre nativa a raya o, más específicamente, para usarlos contra las criaturas infectadas por el peligroso Parásito X y/o hasta del mismo X.
  • Desde el descubrimiento de los Metroides y de las ruinas Chozo en SR388, se creía que los organismos succionadores de energía fueron los responsables de la supuesta aniquilación de los habitantes Chozo del planeta. Sin embargo, con el descubrimiento de la existencia del parásito X, la teoría inicial se ha puesto en duda, con el X teniendo ahora la misma probabilidad de ser el principal culpable.
  • Durante Metroid II, SR388 parece tener una población relativamente baja de vida silvestre. Los parásitos X eran aparentemente responsables de esto, según lo declarado por Yoshio Sakamoto y el manga de Metroid. Esto también explicaría por qué, en Metroid Fusion, el Sector 1 de B.S.L. (un sector que reproduce perfectamente el ecosistema del planeta) contenía muy poca vida silvestre de SR388 vista en el juego anterior; después de la extinción de los Metroides, el X, sin duda, resurgió en gran número y redujo de forma constante la fauna en el planeta aún más (sino completamente), haciendo que la tarea de recoger especímenes fuese difícil para los investigadores de la Federación Galáctica.
    • Los Metroides también pueden haber contribuido a la cercana extinción de las bioformas que habitan SR388, debido a su naturaleza voraz.
  • El nombre del planeta se pronuncia de forma distinta entre los juegos. En Fusion, los dos últimos números se denominan como un "88" (ochenta y ocho), mientras que en Other M pasan a ser un "8-8" (ocho ocho).
  • Una entrevista con varios de los empleados del staff original de Metroid reveló que el nombre "SR388" vino de un motor de motocicleta, llamado SR400.
  • El hecho de que SR388 sea visto como un planeta seco y con poca vegetación en Metroid II se debe a las capacidades técnicas del Game Boy, puesto que Samus Returns contradice que esto sea así.

Veáse también

  1. Referenciado por Sakamoto en el Metroid FAQ (en inglés) el año 2004.
  2. Como se ve en los Recuerdos Chozo.
  3. Según Metroid (manga de 2002)
  4. Según el Diario de Samus Aran, proveniente del manual de Metroid Fusion.


¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.